Ciberamenazas

La nueva tecnología da lugar a nuevas formas de ciberamenazas

Con el paso de los años vamos evolucionando en el entorno de las comunicaciones que nos rodea, pero también proliferan más y nuevas formas de ciberamenazas. Y es que uno de los principales vectores de amenazas en este sector es el riego por intrusiones a través de los dispositivos móviles.

Pero si la movilidad representa un desafío de seguridad urgente para las empresas de telecomunicaciones, hasta la fecha no se ha hecho demasiado para implementar las medidas de seguridad. A nivel europeo, solo el 45% de las organizaciones de telecomunicaciones cuentan con una estrategia de seguridad de dispositivos móviles en marcha.

El libre desarrollo de aplicaciones móviles es un factor muy a tener en cuenta a la hora de evaluar los riesgos, puesto que si no se despliega una adecuada metodología de desarrollo seguro, pueden poner en riesgo cualquier información que guarde. Porque si el uso de los móviles ha aumentado, también lo ha hecho la utilización de servicios de computación en la nube. Más del 50% de los operadores utilizan este tipo de servicios, aunque pocas veces se advierten las implicaciones de seguridad en que puede derivar su uso.

Es fundamental que los operadores implanten políticas de seguridad para el uso de la nube, incluyendo el cifrado de datos, la protección de los datos críticos para el negocio y la garantía de que los proveedores de servicios se adhieran a las normas de seguridad. También se debe exigir que los proveedores de la nube de terceros sigan las prácticas de seguridad.

Los operadores de telecomunicaciones sí son expertos en la protección de sus propias redes, pero también es cierto que los ciberdelincuentes emplean su infraestructura como principal medio de transporte para la mayoría de los ataques, aprovechándose de la propia robustez de la red, su nivel de penetración y sus niveles de servicio. De esta forma, el acceso mediante banda ancha proporciona un mejor servicio a los clientes, pero también mejores vías de ataque por parte de los cibercriminales.

En la actualidad están proliferando los ataques masivos perpetrados por un único ordenador. Esto se debe a que hoy, hay muchos  ordenadores susceptibles de ser atacados como los equipos domésticos con menos niveles de seguridad, y con mejores capacidades de conectividad.

Tarde o temprano el operador de telecomunicaciones tendrá que tomar una acción para proporcionar servicios de seguridad sobre la red de acceso. En España, algunos de los principales operadores están realizando fuertes inversiones en desarrollar soluciones para sus clientes en este terreno. Es necesario evolucionar hacia una mayor inteligencia en seguridad y garantizar que estos incidentes pasen a ser tenidos en cuenta como un riesgo crítico para el negocio, ya que aunque estas amenazas no siempre se pueden prevenir, si pueden ser controlados a niveles aceptables.

Ya sabes que nos gusta ayudarte a elegir la mejor tarifa que se adapte a tus necesidades, por eso no dejes de leer toda la información que publicamos para estar al tanto de todas las novedades que existen en el mercado.